reina-isabel.jpg

Este martes pasado se produjo una de las visitas más importantes de la Reina Isabel II en los últimos tiempos, ya que realizaba una histórica visita a Irlanda, un territorio en el que no es muy bien recibida por las tensiones entre Inglaterra e Irlanda en los últimos años, especialmente desde la lucha por la independencia de Irlanda hace algunos años. Es por ello que la visita ha sorprendido, pero más aún cuando la Reina ha homenajeado a los nacionalistas irlandeses, un gesto que sin duda ha sido recibido de buen grado por parte de los irlandeses, especialmente por sus autoridades.

Aunque la bandera Británica es un símbolo que no gusta en Irlanda, lo cierto es que este gesto de paz homenajeando la memoria de todos aquellos que murieron para que Irlanda pudiera ser un país independiente, es algo que gusta mucho en Irlanda. La visita de ayer es histórica debido a que desde 1921 no se producía una visita de un rey de Gran Bretaña a Irlanda, un gesto de amistad entre ambas naciones y que por lo tanto permite al menos curar algunas heridas.

Al menos es un buen gesto después de todos estos años en los que ningún rey de Inglaterra ha visitado Irlanda, especialmente porque el pasado se debe dejar tal y como está, mientras que el futuro se puede escribir con ciertos lazos de amistad entre ambos países, aunque lógicamente Irlanda es un país orgulloso de ser republicano desde hace muchos años, como así lo manifiestan sus ciudadanos.

Vía | Que
Foto | Flickr